Intendentes reclaman deudas y piden ayuda para pagar sueldos

Los 135 jefes comunales se reúnen con la Gobernadora. La cuestión financiera, en la mira

Muchos de ellos están con la soga al cuello, sin resto para hacer frente al pago de los sueldos de diciembre y al aguinaldo a sus empleados. Y afrontan situaciones complejas que ponen en jaque la gobernabilidad. Por eso irán hoy a la reunión con la gobernadora María Eugenia Vidal con varios reclamos, entre ellos, el de una ayuda financiera para hacer frente a la obligación salarial con sus empleados.

Ese será uno de los objetivos centrales que buena parte de los jefes comunales de las distintas fuerzas políticas llevará hoy a la mesa de diálogo con Vidal. No serán los únicos: también pedirá que la Provincia se ponga al día con deudas que fue acumulando la administración de Daniel Scioli por la descentralización de juegos de azar y otros ítems coparticipables.

REBAJA

En medio de una delicada situación financiera casi generalizada en los distritos, otros alcaldes llevarán su preocupación por uno de los efectos que generará la rebaja en las retenciones a la soja anunciada por el gobierno de Mauricio Macri.

Lo adelantó, por caso, la intendenta de La Matanza, Verónica Magario, quien reclamará a Vidal por el Fondo Federal Solidario, conocido también como Fondo Sojero, creado en 2009 para coparticipar a las provincias un tercio de lo recaudado por las retenciones a la soja.

“¿Cómo piensan compensar el hecho de que ahora con la decisión de reducir cinco puntos las retenciones a la soja, la Provincia y mi municipio recibirán menos recursos de los que corresponden por el Fondo Federal Solidario?”, cuestionó.

Con esos recursos se financian obras de infraestructura sanitaria, educativa, hospitalaria, de vivienda o vial en ámbitos urbanos o rurales.

Al 31 de octubre de este año la Provincia distribuyó 867 millones. La quita del 5% significaría unos 45 millones de pesos menos.

En tanto, varios distritos se disponen a declarar la emergencia económica en busca de oxigenar las cuentas y reprogramar el pago a proveedores.

En Azul, el intendente del FpV, Hernán Bertellys, busca avanzar con esa medida. En Pilar, Nicolás Ducoté (Cambiemos), envió al Concejo la ordenanza que declara la emergencia, reprogramar pagos y analizar contratos con proveedores.

MAS CASOS

En San Pedro, el Concejo debatirá esta semana la emergencia económica y administrativa. Ese proyecto, además de una reducción de los sueldos políticos, prevé el congelamiento de ingreso de personal.

En Mar del Plata, donde Cambiemos derrotó en las urnas a Gustavo Pulti, la situación también es caótica. “El municipio está en quiebra”, dijo el secretario de Hacienda, José Cano.

Una medida similar ya adoptó el platense macrista Julio Garro.

Finalmente, el intendente de Coronel Suárez, Roberto Palacio, también dijo que necesitará ayuda para pagar salarios y aguinaldos, por eso pedirá al Concejo esa herramienta financiera. “El proyecto de declaración de emergencia económica es necesario para que todos entiendan la gravedad de lo que sucede en la Municipalidad. Hoy en día está todo parado”, afirmó.

Fuente: El Dia