Docentes piden una suba del 31% sobre el básico

El gobierno bonaerense y los gremios docentes volverán a reunirse este lunes en el marco de la comisión técnica salarial, y la secretaria gremial del Suteba, María Laura Torre, anticipó que los representantes de los maestros irán al encuentro con “la expectativa de alcanzar un sueldo básico de 3 mil pesos”.

La pretensión que hizo pública la dirigente gremial equivale a un incremento del 31,2% del básico de una maestra de grado sin antiguedad, es decir, el ‘cargo testigo’ para las negociaciones paritarias docentes.

Y es que a fines de marzo del año pasado, cuando se cerró el acuerdo paritario para el 2014, el básico de la maestra de grado pasó de 1.812 a 2.285,80 pesos.

Así las cosas, si los sindicatos del sector pretenden un básico de 3 mil, estarían reclamando una suba de 715 pesos: como se dijo, más del 30%.

En rigor, ese porcentaje fue el que estimó el jefe del Suteba, Roberto Baradel, como el piso de la pérdida de poder adquisitivo que habrían sufrido los trabajadores de la educación en el último año.

El 9 de diciembre último, luego de la primera reunión paritaria entre las autoridades gubernamentales y los docentes de la Provincia, Baradel advirtió que ese sector tuvo en 2014 una pérdida del poder adquisitivo “superior al 30%”.

El líder sindical señaló: “Nosotros nos manejamos con cifras del centro de estudios de la CTA, que indican que hoy la inflación anual está en 32, 33 por ciento, pero el salario tiene una pérdida superior -remarcó- porque donde mayormente se utiliza es en la canasta básica”.

En ese contexto, Laura Torre dijo durante la semana que pasó que la intención de los gremios es la de llegar a fines de enero con el aumento del básico resuelto, para “comenzar a discutir” en los primeros días de febrero “el incremento integral del salario”.

En otras palabras, los docentes apuestan a alcanzar una suba “importante” del básico durante el primer mes del año, y, con esa base, arrancar el segundo debatiendo el salario “de bolsillo” desde un “piso alto”.

Esta será la tercera reunión paritaria entre el Ejecutivo y los sindicatos que nuclean a los maestros. La primera fue de “acercamiento”. En la segunda, el Gobierno ofertó pasar algunas sumas al básico, pero los gremialistas consideraron que la propuesta era insuficiente. Ahora se verán las caras nuevamente. El desafío es arribar al 2 de marzo con un acuerdo que permita que las clases comiencen con normalidad.

Fuente: El Día